cerrar

El ejercicio físico, una cuestión de salud

Deporte saludEl ejercicio físico, una cuestión de salud: el 25% de la población adulta y casi el 38% de la población mayor española sufre obesidad.

  • En el caso de las mujeres, la excesiva ganancia de peso en el embarazo se asocia con la obesidad infantil
  • La mayoría de los “productos milagro” que se anuncian son un fraude para el consumidor
  • Una rutina de actividad física reduce las posibilidades de sufrir una depresión


Madrid, octubre de 2012.- Madrid acoge el III Simposio Internacional EXERNET y la II Convención de Postgraduados INEF los próximos 26 y 27 de octubre en el INEF de la Universidad Politécnica de Madrid. La actividad física en niños y adolescentes, mayores, personas con discapacidad y mujeres son las principales áreas de trabajo desarrolladas.

EXTERNET la primera Red Española de Investigación en Ejercicio Físico y Salud en Poblaciones Especiales, uno los esfuerzos de los diferentes grupos de investigación españoles en actividad física y salud, con el objetivo de coordinar, armonizar y divulgar la investigación en estos campos.

El sobrepeso no es sólo consecuencia de "comer en exceso"

Los datos de la obesidad adulta en España son más que preocupantes, el 25 % de prevalencia indica que uno de cada cuatro españoles adultos presenta esta patología.

"Si queremos entender el problema de una manera eficaz y que nos sirva para intervenir en el problema, debemos abandonar la visión reduccionista de que el obeso es así porque come más de lo que gasta, que aunque no exento de realidad, no permite conocer los verdaderos factores que subyacen en el problema", explica Pedro J. Benito, Profesor Titular de Fisiología en el Departamento de Salud y Rendimiento Humano, Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte (INEF), Universidad Politécnica de Madrid.

El ejercicio puede contribuir a reducir hasta un 10% más de grasa, combinado con una dieta sana. Todo lo demás, son promesas sin base científica alguna y que, desde foros como éste, el profesor Benito remarca la importancia de comunicar a la población que "tan solo los fármacos están obligados a tener detrás ensayos clínicos, pero no es posible publicitar una información a sabiendas de que no es cierta, y la mayoría de los productos milagro que vemos a diario en los medios son susceptibles de ser denunciados"

Mujeres y embarazo. Alimentar la obesidad desde el origen de la vida

Existe una reciente y peligrosa asociación entre la excesiva ganancia de peso materno durante el embarazo y la obesidad infantil. En la actualidad, son crecientes los estudios científicos que apoyan el ejercicio físico regular, como un hábito a seguir durante el embarazo, fundamental tanto para la prevención como para el tratamiento de diversas complicaciones. Tal y como explica Rubén Barakat, profesor titular de la UPM “estos beneficios afectan tanto a la salud de la mujer embarazada como a la del feto, pudiéndose enriquecer de ellos durante el embarazo, en el periodo del parto, e incluso después del mismo”.

La práctica de un programa de ejercicio aeróbico y moderado durante el embarazo, influye positivamente en la tolerancia a la glucosa y el tipo de parto; además de estar asociado con importantes mejoras en la percepción de la salud materna o la respuesta cardiovascular fetal ante el ejercicio materno.

Nuestros mayores, los más beneficiados por la práctica de una actividad física

La población mayor española se ha triplicado en los últimos 100 años con un significativo aumento de la esperanza de vida. El exceso de grasa (obesidad), la pérdida de masa muscular asociada a la edad (sarcopenia) y la reducida masa ósea (osteoporosis) pueden ser tratadas mediante una adecuada actividad física que previene, retrasa y mejora la aparición de los síntomas relacionados con estas patologías. Según indica el Ignacio Ara (Universidad Castilla La Mancha) investigador principal del Proyecto Multicéntrico EXERNET de Mayores "la obesidad sarcopénica (pérdida de masa muscular y aumento de la grasa corporal) afecta a un 15% de la población mayor de 65 años y a un 20% si ampliamos el grupo de edades hasta los 75 años".

La relación observada entre la práctica habitual de actividad física y el disfrute de una óptima calidad de vida con sensaciones de bienestar y de salud física y mental, así como ausencia de depresión, hacen que destaquemos la importancia de promocionar en las personas de la tercera edad un estilo de vida donde tenga lugar la práctica de ejercicio físico regular, explica Sara Márquez, catedrática del Instituto de Biomedicina de León.

Discapacidad y ejercicio físico

El ejercicio físico adaptado es tremendamente beneficioso en la población adolescente con síndrome de Down. Tras siete años de investigaciones, se ha demostrado que la intervención con ejercicio físico mejora la salud ósea de esta población reduciendo las probabilidades de osteoporosis y fracturas óseas en la edad adulta e incrementando la masa muscular con el consiguiente beneficio en estabilidad y autonomía.

 

Compartir